Depo Viedma se metió en el Súper 4

Español venció a Depo Viedma por 87-83 en Plottier, pero por diferencia de gol fueron los rionegrinos quienes, a una fecha de cerrar la primera fase, consiguieron su pase al Súper 4. Terminarán 1° en la División Sur, sin importar el resultado de la última jornada.

Centro Español 87 – Depo Viedma 83

Deportivo Viedma sigue haciendo historia. Por tercer año seguido, se aseguró el 1 de la Zona Sur en la Primera Fase y se clasificó al Super 4. Se convirtió en el único equipo de la categoría en disputar todas las ediciones del certamen.

En su visita a Plottier, los dirigidos por Guillermo Bogliacino tenían que ganar o perder por menos de 6 para alcanzar este logro. Y así fue: cayeron 87-83 frente a Centro Español.

El equipo capitalino no contó con Axel Weigand y Lucas González, ambos con molestias físicas. Pero incluso así peleó de igual a igual hasta el último segundo para lograr el objetivo histórico.

En Depo Viedma se destacaron Matías Eidintas con 21 puntos (4/5 T3), Kenneth Jones con 13 tantos y 10 rebotes y Ayan Carvlaho con 17 y 5. En Español, hubo una gran tarea de Mario Sepulveda (21), Agustín Pérez Tapia (20) y Cristian Scaramuzzino (17).

Tras un primer cuarto muy parejo, Depo Viedma tomó el control del juego en el segundo segmento con un Eidintas fulminante (14pts, 2/2 3P y 2 asis), el aporte de Mariani y una dura defensa. Llegó a sacar 9 de luz (36-45) en el cierre de la primera mitad.

Pero el Torito salió con todo del vestuario. Apretó los dientes, defendió fuerte y clavó un 7-0 de entrada para equiparar las acciones. Incluso llegó a darlo vuelta en dos ocasiones (51-50 y 59-58), pero chocó con la potencia de Jones en la pintura y los aportes de Carvalho, Martínez y Mariani.

Ya en el cuarto final, Viedma se cargó de faltas. Sintió la falta de rotación por la ausencia de Weigand y González, y encima perdió a Eidintas, Carvalho y Velázquez por cinco faltas.

El local aprovechó para desnivelar desde la línea de libres (80-73), aunque no la tuvo fácil. Viedma jugó los minutos finales a pura garra y con un par de bombas de Pena García achicó 85-83. Pero una conversión de Scaramuzzino puso cifras definitivas (87-83) con 37 segs.

Ya no quedó tiempo para más. La chicharra final desató el festejo doble en El Templo de Plottier: Centro Español por la victoria en el juego y Viedma porque lograba otra vez el objetivo de meterse en el Super 4.

El conjunto viedmense sigue en Neuquén, pero se muda a Plaza Huincul donde este jueves 5 visitará a Petrolero en el cierre de la Primera Fase.

Informe: Prensa Depo Viedma   Foto: Prensa Centro Español

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *